La puesta en marcha del llamado proceso de Bolonia ha determinado un cambio radical en la conceptualización de las universidades, de su estructura, de su papel social y de su funcionamiento. Este cambio se ha ido produciendo a lo largo de los últimos años y ha implicado el rediseño curricular universitario.

Este rediseño era una oportunidad, fallida, para la incorporación de estos nuevos conceptos y cumplir la legislación vigente. La mayor parte de las universidades han optado por incumplir el artículo 3 apartado 5 (A3.5) del RD 1393/2007. Huelga decir que su desconocimiento no exime a ninguna universidad de su cumplimiento.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando se considera que acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies