Los padres de Rubén sentados en el banquillo por una imputación sin fundamento

Tras 5 años de lucha jurídica apoyados por SOLCOM, la familia de Rubén se enfrenta a una imputación de abandono familiar

#UnColeParaRuben

El juicio tendrá lugar éste miércoles día 15 de abril a las 10:15h, en el Juzgado de lo penal Nº 1 de León, por la imputación de los padres de Rubén, un niño con Síndrome de Down, por un presunto delito de abandono familiar.

Los padres de Rubén llevan 5 años de lucha jurídica, apoyados en todo momento por SOLCOM, decididos a defender la integridad física y moral de su hijo, y su derecho a estudiar en inclusión. Después de 5 años han agotado la vía judicial en España. Presentaron un procedimiento especial de derechos fundamentales ante el Contencioso-Administrativo de León. Dicho Juzgado desestimó el recurso y también el TSJ de Castilla y León desestimó la apelación. El Tribunal Constitucional desestimó el recurso de amparo y los padres de Rubén, presentaron el caso ante el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo.

El menor, satisfactoriamente integrado en un colegio ordinario desde los dos años, durante el curso escolar 2009/10 fue víctima de graves conductas discriminatorias, vejaciones y malos tratos físicos y morales por parte de algunos profesores de su centro escolar.

Sus padres denunciaron lo sucedido en marzo de 2011 ante la Dir. Prov. de Educación relatando detalladamente los hechos. La Dir. Provincial contestó negando estos hechos, cuya veracidad ha sido probada posteriormente en el proceso judicial. En mayo de 2011 se formuló la denuncia ante la Fiscalía de la Audiencia Provincial de León.

En Junio del mismo año la Junta de Castilla y León ordenó la escolarización de Rubén en un Centro de Educación Especial, segregándole del sistema público ordinario de educación.

No estando de acuerdo con esta decisión de la Administración, los padres decidieron no escolarizar a Rubén en dicho Centro y asumir la educación de su hijo, contratando profesores particulares especializados. La Fiscalía les imputó por un delito de abandono familiar y ahora les pide 4.800 euros de multa.

Estos padres se enfrentan a un proceso judicial imputados por abandono familiar, ante lo cual no podemos menos que apoyar su lucha y denunciar públicamente este atropello de las administraciones públicas, que parecen ignorar los Derechos Fundamentales de Rubén, quien lleva 5 años sin ir a la escuela.

Te puede interesar

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando se considera que acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies